lunes, 3 de julio de 2017

Más cimientos para la Diversidad

MANOLO ROSADO

El sexto mes del año acaba de concluir, y en Sevilla y en algunos municipios que le han seguido la idea, le han concedido el grandioso título del de la Diversidad Sexual. Con una notable mayor participación en las distintas convocatorias, y la satisfacción porque se haya desarrollado sin grandes incidentes en la manifestación andaluza  del Orgullo LGTBI que celebramos el pasado día 24 en Sevilla, Adriano Antinoo toma un nuevo impulso para continuar todo el trabajo que ya llevamos a cabo y los próximos proyectos a poner en marcha. 

Fotografía de una de las pancartas que formaron parte de la manifestación en Sevilla.


Aún estamos inmersos en plena resaca por todo lo acontecido en las últimas semanas. Hace un par de días, las calles de la capital española eran ocupadas por más de un millón de personas que estaban convocadas a la gran cita por la igualdad y la diversidad sexual bajo la marca Madrid World Pride. Habiendo conseguido el record de participación en todos los prides habidos hasta el momento, el próximo orgullo mundial tendrá lugar dentro de dos años en Nueva York. No hay otra alternativa posible. La razón está en que se cumple medio siglo de aquella rebelión de personas LGTBI y que lideró la activista trans Sylvia Rivera en el famoso Pub Stonewall, que pervive aún hoy día en la ciudad de los rascacielos, y en el recuerdo de millones de personas. Nunca un acto de protesta y valentía protagonizado por tan sólo unas decenas de personas, había servido como punto de partida a todo un movimiento activista de liberación por los derechos y la dignidad humana que se ha extendido a lo largo y ancho del planeta y que está consiguiendo a lo largo de estos cincuenta años la garantía de poder vivir en libertad como cada cuál siente y quiere cada vez en más lugares del mundo. El hecho de que la homosexualidad y la transexualidad estén prohibidas, perseguidas y condenadas en más de setenta países, y los retrocesos de muchos de estos avances conseguidos en los últimos años, además de las continuas agresiones que las personas LGTBI seguimos sufriendo incluso en territorios donde la legislación nos ampara, nos provoca una fuerza extra para seguir saliendo con mayor intensidad a la calle como viene ocurriendo en los últimos años. 

En Andalucía, nos hemos manifestado en multitud de municipios y ciudades de distintas maneras y formas. Algunas capitales como Granada y Málaga salían a la calle en este 2017 con no poca participación. También se estrenaba Córdoba, siendo Adriano Antinoo una de las entidades organizadoras de esta marcha de esta ciudad miembro de la Red de Municipios Orgullosos que nuestra asociación puso en marcha hace cuatro años. Pueblos que son valientes y comprometidos con el avance y el progreso, más allá de colores políticos y las fotos, y que también han celebrado y reivindicado la diversidad. Las maneras utilizadas tampoco se han alejado del carácter y personalidad de cada municipio. Hemos visto banderas multicolor en casi todas las fachadas consistoriales, presentaciones de libros, conferencias, mesas redondas, exposiciones y multitud de reflexiones que generan un caldo de cultivo que aportan valores nutritivos a todo este gran Orgullo. Podemos nombrar sin ninguna timidez a algunos de ellos como son La Rinconada, Sanlúcar la Mayor. Salteras, Gines, La Algaba, Gelves, Osuna o Cantillana. Este carácter municipalista de nuestra asociación es útil, necesario, atractivo y demandado, y es nuestro afán el continuar con todo este trabajo que esta entidad que preside Pablo Morterero nos hemos empeñado en llevar a cabo. Con mucho esfuerzo, con pocos recursos, pero sin la posibilidad de dar vuelta atrás, porque ni podemos, ni mucho menos queremos. Nuestra obsesión está en la creación o adaptación de Puntos Visibles en cada municipio, con los recursos que cada administración pueda administrar y llevado a cabo siempre por personal de cada municipio, y estando Adriano Antinoo disponible para ayudar a echarlo a andar, servir de apoyo y echar un cable siempre que sea preciso.

Pero sin duda, cuando hablamos de los Orgullos de Andalucía se llevan las primeras posiciones del ranking Sevilla y Torremolinos. La capital gay de la Costa del Sol ha puesto en rojo el primer fin de semana de junio instaurando en sólo dos años unas de las citas más importantes de la fiesta de la diversidad. En Sevilla, echamos a andar algunos años atrás, pero en plazos si coincidimos con Torremolinos con la celebración del Mes de la Diversidad. Nos encontramos con muchas situaciones que limar, muchas cosas que mejorar, muchas personas y entidades a las que incorporar. Pero el movimiento LGTBI tiene una base sólida. Este orgullo ha servido como escaparate de todo lo que creemos que debemos hacer. Es seguro que no caemos en la cuenta de todo, y por ello invitamos a todas aquellas almas activistas que quieran seguir la lucha colectiva a que lo hagan también con Adriano Antinoo. Porque no vamos a parar de luchar por la igualdad. Porque es nuestro compromiso. Y lo hacemos por los que no pueden.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario